malversando.blog

Monóbologo interior de @harmodio, maestro de obra electro.literaria (y un tropo entre paréntesis agrega: una bicicleta huiqui descendiendo a toda lentitud por la carretera vecinal del la literatura open source).

Las ventanas, Baudelaire

Tomado de Le spleen de Paris
Tradu.huiquificado “a la que te criaste”

Quien observa una ventana abierta desde afuera no ve ni lejanamente tantas cosas como quien observ una ventana cerrada. No hay objeto más profundo, misterioso, tenebroso, fecundo, más deslumbrante que una ventana iluminada a la luz de una vela. Nada de lo que se pueda ver a la luz del sol será tan interesante como eso que sucede detrás de un cristal. Dentro de ese hoyo negro iluminado vive la vida, sueña la vida, sufre la vida.

Vislumbro una mujer madura más allá de las olas de los tejados, toda arrugada, pobre, siempre inclinada, sin salir nunca. Con su rostro, con sus vestidos, con su expresión, con casi nada yo recompongo la historia de esta mujer, o más bien su leyenda, y a veces me la cuento, llorando, a mí mismo.

Si hubiera sido un viejo pobre también le habría hecho la suya, con la misma facilidad.

Y me voy a dormir, orgulloso de haber vivido y sufrido mejor en otros que en mí mismo.

Quizá ustedes dirán: “¿Estás seguro que esa leyenda es la verdadera?” ¿Qué me importa lo que pueda ser la realidad de allá afuera, si me ha ayudado a vivir, a sentir que soy y eso que soy?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: