malversando.blog

Monóbologo interior de @harmodio, maestro de obra electro.literaria (y un tropo entre paréntesis agrega: una bicicleta huiqui descendiendo a toda lentitud por la carretera vecinal del la literatura open source).

por la nacionalización de las industrias productoras de droga

1.- Legalizar el consumo de todas las drogas.

2.- Legalizar el comercio de todas las drogas.

3.- Legalizar la importación y la exportación de todas las drogas.

4.- Crear marcos legales y comerciales para que los países altamente consumidores de drogas importen la droga mexicana de manera legal.

5.- Normalizar la droga como un producto comercial nocivo, a la manera del tabaco, el cigarrillo o las armas.

6.- Crear una bolsa de valores para las empresas productoras y distribuidoras de droga.

7.- Lo que ahora se invierte en la lucha militar, que se invierta tanto en la prevención del consumo de la droga como en el tratamiento de la dependencia. Atacar la dependencia desde una política social agresiva, en donde recibir tratamiento para cortar la adicción no cueste un centavo.

Colofón: Los muertos por narcotráfico se terminarán el día en que la guerra provocada por el comercio de drogas sea tan inofensiva como las guerras cafetaleras o textiles. Las sociedades modernas necesitan las drogas, porque éstas vinculan al hombre ultraproductivo, al hombre utilidad, al eficaz homo capitalisticus con la irracionalidad. La televisión crea dependencia, la pornografía crea dependencia, facebook crea dependencia, la acumulación de riqueza crea dependencia: la otra cara del individualismo a ultranza (de la ultraindependencia) es la adicción.

Epílogo: México necesita un acto de patriotismo: la nacionalización de la droga, la normalización de su comercio, la racionalización de su consumo. Este acto seguramente nos enfrentará con el mayor consumidor de droga del mundo (Estados Unidos) pero, como la nacionalización petrolera del 36, tendrá la virtud de imponer la aceptación de una realidad mutua. Al fin y al cabo, la industria de la droga es, financieramente hablando, una de las tres empresas mexicanas más exitosas de los últimos cincuenta años (la segunda es la emgración, y la tercera ese intra.colonialismo ultra.capitalista [es decir, ultra.acumulador de riqueza] que Telmex, Televisa, Cemex y Corona infligen a sus consumidores/ciudadanos).

8 Respuestas a “por la nacionalización de las industrias productoras de droga

  1. eltaza 29 enero, 2009 en 18:53

    Siempre he estado de acuerdo con esta noción de legalizar las drogas, más allá de que me parezca factible o no.
    Si la imaginación se echa a andar en este sentido, las visiones son apocalípticas: Chabelo diciendo “un carro deslizador marca avalancha o toda la droga que haya en el gabinete 2…tú decides cuate”.

    Qué interesante palabra esa que inventaste: ‘intra-colonialismo’.
    No puedo dejar de pensar en ella.

  2. harmodio 29 enero, 2009 en 19:16

    No croe que haya de qué preocuparse en ese sentido. Chabelo no anuncia carros deslizadores avalancha con botellas de Bacardí. Tampoco lo haría con grapas… ¿o sí?

  3. eltaza 30 enero, 2009 en 14:09

    Tienes razón, silly joke.

  4. Paula 30 enero, 2009 en 15:37

    Utopista Harmodio, me gusta lo que leo.
    Sobre todo cuando imagino a mi descendencia prefiriendo México a Amsterdam en materia de cafés…

  5. JORGE SOLANA 31 enero, 2009 en 17:26

    Lo que se debe penalizar es al individuo que crea que en las drogas existe el complemento de la existencia.

    Las drogas proveen un reflejo indigno del espíritu y del pensamiento.

    En las drogas no existe la libertad.

  6. Alex 3 febrero, 2009 en 20:46

    ¿Por qué mejor no dejamos de penalizarnos los unos a los otros y respetamos el derecho de cada quién a escoger? Ya estuvo de fundamentalismos, ¿no?

  7. JORGE SOLANA 4 febrero, 2009 en 13:46

    Me disculpo Sr. Alex si lacere con mi pensar sus hábitos que no me incumben.

    Existimos en una sociedad, respiramos la misma atmósfera, pero la diferencia la hacen las fuerzas de unos, y las debilidades de otros.

    Es triste e indigno que el humano requiera de estímulos externos para soportar sus demonios internos,y mas doloroso cuando pierde el control y son vencidos ante el gigante (las drogas); que permiten ver el estado real, y un frustrante final de la existencia humana.

  8. Alex 5 febrero, 2009 en 19:38

    Jorge, asumes un montón de cosas, no sólo sobre las drogas sino sobre mí. Creo que te hace falta estudiar más a fondo y sin prejuicios el fenómeno de las drogas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: